Archivos y Bibliotecas
Boblioteca Colombina-Biblioteca del Arzobispado de Sevilla - Archivo de la Catedral de Sevilla - Archivo General del Arzobispado de Sevilla

Biblioteca Colombina

La Catedral de Sevilla tiene su origen con la conquista de la ciudad por Fernando III en 1248. Posee un riquísimo fondo de códices medievales y de manuscritos e impresos desde la Edad Media hasta nuestros días, en el que están representadas todas las ramas del saber humano. Junto a manuscritos de contenido religioso e incunables, encontramos obras de historia, derecho, geografía, literatura, publicaciones periódicas, tratados científicos, un valioso fondo -en buena parte manuscrito- de temas sevillanos y un largo e impresionante etcétera. Hoy día cuenta con más de 70.000 volúmenes.

A este conjunto hay que añadir una donación muy especial que tuvo lugar a mediados del siglo XVI: la biblioteca de Hernando Colón, hijo del Almirante, y conocida como Biblioteca Colombina. Puede considerarse la mejor biblioteca renacentista del mundo y, probablemente, la primera de España en número de incunables después de la Biblioteca Nacional. Reúne obras de todo género, procedencia y lengua, manuscritas o impresas, alcanzando a su muerte en 1539 en torno a los 15.000 títulos, de los que nos han llegado hasta hoy 6.000, encuadernados en unos 3.200 volúmenes. Entre ellos se encuentran algunos que pertenecieron a su padre, Cristóbal Colón. Por otro lado, las anotaciones y registros que elaboró este apasionado bibliófilo constituyen una fuente inapreciable de datos para la Historia del Libro.

Biblioteca del Arzobispado de Sevilla

Esta biblioteca la fundó en la primera mitad del siglo XVIII el arzobispo D. Luis de Salcedo y Azcona para uso interno de las dependencias del Arzobispado, pero a finales de la misma centuria el arzobispo D. Alonso Marcos de Llanes y Argüelles aumentó la dotación de la biblioteca y la abrió al público. Sucesivos arzobispos y particulares han ido donando más ejemplares que, sumados a las adquisiciones propias de la biblioteca, ha hecho que se alcance la cifra actual  de casi 17.000 volúmenes.

Por su propio origen, el contenido es en gran parte religioso y jurídico, aunque existen obras muy diversas, en especial sobre historia de Sevilla y una interesante y poco conocida colección de tomos de Papeles Varios impresos, en su mayoría en los siglos XVII y XVIII. A pesar de ser una biblioteca de origen dieciochesco, contiene obras manuscritas desde el siglo XV y valiosas ediciones de los siglos XVI y XVII.

 

Archivo de la Catedral de Sevilla

El origen de este archivo se remonta, como la Biblioteca Capitular, a mediados del siglo XIII, con documentos del propio Fernando III y se extiende hasta hoy. En un principio, Biblioteca y Archivo debieron estar unidos. Sin embargo, por algún motivo que se desconoce se separaron, tal vez a raíz del legado colombino. Hoy día custodia hoy no sólo el fondo propio capitular sino también el de la Capilla de Música y otros cuatro archivos vinculados a la catedral, como el procedente de la Capilla Real o la Hermandad de las Doncellas.

Está considerado uno de los mejores archivos en su género en España. Se conservan unos 6.000 legajos y 8.000 libros y entre sus series documentales destacan las Actas Capitulares, los libros de Mayordomía y de Fábrica, que recogen interesantes noticias sobre las obras de la Catedral, los expedientes de limpieza de sangre, o la rica colección de privilegios rodados. Muy rica es la sección de Materiales Especiales: mapas, planos y dibujos de los siglos XVI al XX y una colección de sellos reales, pontificios y eclesiásticos, que se remontan a Fernando III. Todo ello configura este Archivo como una fuente única de conocimiento no sólo de la sede hispalense sino de la propia ciudad de Sevilla y de todo su reino durante siglos.

Archivo General del Arzobispado de Sevilla

Esta archivo guarda en sus más de 3.500 metros lineales de libros y documentos la historia de la Archidiócesis de Sevilla desde el siglo XVI. Al igual que el catedralicio, posee fondos de otras instituciones sevillanas, como el de la Colegiata del Salvador o el archivo histórico del Seminario hispalense.

La documentación procede de los diferentes órganos de gobierno de la curia, cuya jurisdicción extendida durante siglos por todo el reino de Sevilla convierte este archivo en una fuente inagotable y única para la Historia. Sin embargo, uno de los mayores “atractivos” del archivo es la sección sobre Hermandades y Cofradías, cuya documentación atrae no sólo a los investigadores sino a particulares de todos los pueblos de la provincia que acuden buscando las fuentes sobre la fundación, historia o datos artísticos de su propia hermandad. Por otro lado, el auge de los estudios genealógicos ha convertido otra serie documental, la de expedientes matrimoniales, en una fuente única de información y en una de las más consultadas del archivo.

    ×
    ENTRADAS

    Entradas online

    Anticipate y compra tus entradas online de una forma sencilla y segura. Ahorra tiempo y evita las colas
    ×

    Accesibilidad

    Entradas gratuitas, aseos adaptados, servicio de sillas de ruedas, folletos Braille, servicio de signo-guías... etc